Extintores en la comunidad de vecinos: normativa española

Inicio > Comunidades > Extintores en la comunidad de vecinos: normativa española

Extintores en la comunidad de vecinos: normativa española

Los extintores en la comunidad de vecinos son elementos de protección contra incendios necesarios para proteger el patrimonio de la comunidad y de los propietarios.

Sin embargo, los sucesivos cambios en la normativa pueden originar cierta confusión con respecto a si son o no obligatorios, también en relación al lugar de colocación o al número de extintores que hay que instalar en un edificio.

Esta realidad nos ha impulsado a redactar este artículo en el que con la normativa española en mano en lo tocante a la instalación de extintores en una comunidad de vecinos vamos a responder a las dudas más habituales.

Normativa española sobre extintores en comunidades de vecinos

La normativa española sobre extintores en comunidades de vecinos vigente queda recogida en el Real Decreto 513/2017 por el que se aprueba el Reglamento de instalaciones de protección contra incendios.

Este documento normativo deroga el Real Decreto 1942/1993, así como cualquier disposición que contradiga la información que recoge.

Asimismo, incluye, en un anexo, el listado de normas UNE y otras reconocidas internacionalmente de obligado cumplimiento.

En él se determina que los extintores, al igual que cualquier otro sistema, componente o equipo orientado a la protección activa contra incendios, deben cumplir con los requisitos y condiciones plasmados en la Ley 21/1992.

Por otro lado, el Código Técnico de la Edificación (CTE) mantiene actualizados los requisitos de aplicación en la construcción de edificios para la prevención y protección contra incendios de las viviendas, y que comprenden los sistemas de detección y extinción de incendios.

Esta información se encuentra concretamente en el apartado SI 4 (Instalaciones de protección contra incendios) del Documento Básico de Seguridad en caso de incendio.

Extintores en una comunidad de vecinos: 5 respuestas necesarias

A continuación vas a encontrar las respuestas a las preguntas habituales de los usuarios en relación a los extintores en una comunidad de vecinos con base en los documentos legales de los que acabamos de hablarte.

¿Qué tipos de extintores se instalan en un edificio de viviendas?

Los extintores que se instalan en un edificio de viviendas por norma general son los portátiles. Han sido diseñados para poder ser transportados a mano por lo que ofrecen una masa igual o inferior a 20 kg.

El otro tipo de extintor que puedes encontrar en gasolineras, por ejemplo, es el móvil. En este caso su masa es de más de 20 kg por lo que está montado sobre ruedas. 

¿Cuándo hay que instalar extintores en comunidades de vecinos?

Todos los edificios de nueva construcción o que hayan sufrido una rehabilitación o reforma importante están obligados a instalar extintores.

Si nos remitimos a la Norma Básica de Edificación (NBE-CPI 96), los edificios construidos antes de 1996 no estarían obligados a instalar extintores, a no ser que hayan sido objeto de una reforma sustancial desde esa fecha como instalar un ascensor, la reforma de una escalera o cualquier obra que modifique la estructura.

No obstante, el Real Decreto 2177/1996 que recogía esta norma de edificación quedó derogado por el Real Decreto 314/2006, de 17 de marzo, por el que se aprueba el Código Técnico de la Edificación, anteriormente citado.

Este código recoge la obligatoriedad de que los edificios cuenten con instalaciones de protección contra incendios.

¿Dónde se colocan los extintores en un edificio de viviendas?

En virtud de la normativa CTE, los extintores portátiles deben distribuirse en cada una de las plantas del edificio, y al menos uno de ellos debe situarse a 15 metros de recorrido, como máximo, del origen de evacuación o puerta de salida.

En todo caso, estos elementos de protección han de situarse próximos a puntos donde la empresa instaladora estime que puede originarse un incendio.

En lo que se refiere a su colocación, se recomienda que los extintores se instalen en soportes verticales y que su parte superior se sitúe entre 80 cm y 120 cm del suelo.

La colocación de extintores debe combinarse con otras medidas de seguridad contra incendios como carteles fluorescentes que indiquen su localización, así como las vías de evacuación. Estas características permiten que puedan ser visibles incluso en condiciones en las que no se puede disponer de electricidad.

En todo caso, dado que los extintores deben ser instalados por empresas autorizadas, van a ser estas las que analicen dónde deben ser colocados, así como cuántos deben instalarse para asegurar su eficacia en caso de incendio.

Asimismo, el acceso a estos elementos debe encontrarse libre de obstáculos, por lo que no se puede colocar ningún elemento que dificulte el acceso a ellos.

Es importante señalar que los edificios de más de 80 metros de altura deben disponer de una instalación automática de extinción.

¿Cuántos extintores deben colocarse en una comunidad de propietarios?

Como acabamos de compartir contigo, el número de extintores depende del tipo de proyecto de elementos de protección contra incendios que sea necesaria, y que se fija de acuerdo a las características del inmueble.

En ese sentido, como mínimo ha de haber un extintor por planta fácilmente accesible en caso de necesidad.

¿Qué mantenimiento requieren los extintores en una comunidad de vecinos?

Los extintores de una comunidad de vecinos deben someterse a un mantenimiento trimestral y otro anual por la empresa instaladora o de mantenimiento, en caso de que sean distintas.

Además, cada 5 años debe realizarse una prueba de presión hidráulica o retimbrado.

Durante el mantenimiento se verifica los siguientes aspectos:

  • Que la localización sea correcta.
  • Que el elemento no se muestre dañado. Se procede a su limpieza en caso de necesitarlo.
  • Que el acceso al extintor no esté obstruido.
  • Que la señalización sea la reglamentaria.
  • Que las instrucciones estén visibles.
  • Que la lectura de manómetros y el nivel de presión se encuentren en los márgenes normativos.
  • Que las boquillas, mangueras y otras partes metálicas se hallen en perfecto estado.
  • Que los precintos o indicadores de uso no estén rotos.
  • Que no hayan sido descargados, aunque sea parcialmente.
  • Que el sistema de traslado, en caso de los extintores móviles, funcione de manera adecuada.

Cumplir con la normativa vigente en materia de extintores en la comunidad de vecinos es necesario para proteger tu vida y tu patrimonio.

A eso mismo nos enfocamos en Reale Seguros, a proteger el patrimonio de la comunidad de vecinos y de los propietarios, gracias a seguros para comunidades con coberturas de incendios por las que reparamos los daños causados por un siniestro de esa naturaleza.

No dudes en contactar con nuestros agentes si necesitas ampliar la información.