Humedad ideal en casa: 12 consejos para lograr su equilibrio

Inicio > Hogar > Humedad ideal en casa: 12 consejos para lograr su equilibrio

Humedad ideal en casa: 12 consejos para lograr su equilibrio

La humedad ideal en una casa, junto a la temperatura, resultan factores a tener en cuenta para disfrutar de unas condiciones de confort adecuadas. Tanto un ambiente demasiado húmedo como uno que no cuente con la humedad suficiente pueden afectarte a ti y a las personas con las que convives.

Piensa que la humedad tiene una influencia directa en la salud, el confort y el consumo de energía, ya que un desequilibrio en este factor afecta a tu sensación térmica. De hecho, provoca que en invierno debes elevar la temperatura para intentar alcanzar el confort, y en verano la tienes que bajar. 

Para arrojar más luz sobre este tema, vamos a compartir contigo 12 consejos que funcionan para mantener la humedad en equilibrio en tus espacios.  

¿Cuál es la humedad ideal en una casa?

Controlar cuál es la temperatura y humedad ideal en una casa es importante por el impacto que tienen en el confort de las personas que habitan en ella.

El Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), en su estudio sobre la bioclimatización, establece como parámetros para el confort térmico de 19 a 27 grados Celsius de temperatura, y en cuanto a la humedad relativa valores situados entre el 20 % y el 70 %

En este punto se impone hacer un pequeño paréntesis para aclarar que la humedad relativa es la cantidad de humedad presente en el aire en relación a la cantidad máxima que puede contener este medio a una temperatura determinada.

Así las cosas, este mismo estudio especifica, igualmente, que existen otros factores que inciden en el confort como el movimiento del aire, la naturaleza de la actividad que estés desarrollando o el tipo de ropa que lleves puesto.

Con la intención de ofrecerte algunos datos para que puedas orientarte, vamos a diferenciar seguidamente entre la humedad ideal en invierno y en verano. 

Para ello nos basaremos en los datos publicados en el Plan +SE (Plan más seguridad energética) del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITERD). 

Humedad ideal en casa en invierno

En invierno para una temperatura ideal de 19 ºC, la humedad relativa debe estar comprendida entre el 30 % y el 70 %, esto es un valor medio del 55 %.  

Situarte por encima de estos valores en lo que respecta a la humedad, hará que aumente la sensación atmosférica de frío y te obligará a subir la temperatura de tu sistema de calefacción.

Ante este hecho es importante que tengas presente que cada grado que subas, tu consumo energético aumentará en un 7 %, tal y como señala el IDAE

Humedad ideal en casa en verano

En lo que respecta al verano, la humedad debe situarse igualmente entre el 30 % y el 70 % para contar con un ambiente que no se reseque o que sea demasiado húmedo y así poder asegurar que sea saludable.

En lo que respecta a la temperatura y ante la crisis energética que estamos afrontando, el MITERD indica como adecuados 27 ºC en interiores.

Ahora que ya conoces qué humedad debe tener una casa, toma nota de nuestras recomendaciones para mantenerla.

12 consejos para mantener la humedad ideal en una casa 

El control del porcentaje de humedad en tus espacios importa en dos sentidos: 

  • Por demasiada humedad: proliferan los hongos, el moho, los ácaros y las bacterias que pueden provocar infecciones respiratorias, y complicar los cuadros de asma o de enfermedades reumáticas, por ejemplo. A todo lo anterior, se suman los malos olores. 
  • Por insuficiente humedad: aumenta el riesgo de contagio de infecciones respiratorias y el empeoramiento del asma o las alergias, además de provocar irritaciones en los ojos, sequedad en las mucosas o complicar otro tipo de enfermedades. 

Por todo ello, resulta crucial que mantengas la humedad de tus espacios en los rangos saludables que te hemos indicado hace unas líneas. 

Para ayudarte a conseguirlo, fíjate en los siguientes 12 consejos que te enumeramos a continuación. 

Instala un higrómetro

El higrómetro te permite controlar en todo momento el índice de humedad. 

Algunos modelos te avisan incluso de si los niveles no son saludables con lo que podrás tomar medidas para equilibrarlos. 

Utiliza un humidificador o un deshumidificador

Un humidificador te permite equilibrar ambientes demasiado secos debido principalmente al efecto de los sistemas de calefacción. 

Te vendrán muy bien para crear un ambiente saludable en las habitaciones de bebés o para aportar el nivel de humedad ambiental idóneo para personas que sufren ciertas enfermedades respiratorias. 

En el caso contrario, cuando la humedad es excesiva sobre todo en cuartos de baño o cocinas, instalar un deshumidificador te ayudará a equilibrar la humedad.

Ventila diariamente

La ventilación diaria te permite renovar el aire y lograr niveles de humedad adecuados, evitando la condensación. 

Recuerda que no necesitas tener las ventanas abiertas demasiado tiempo, basta con algunos minutos. 

Otra opción es instalar un sistema de ventilación forzada que mantiene una calidad del aire óptima en interiores de manera automática.

Valora la instalación de bioclimatizadores

A diferencia del aire acondicionado que reseca el aire, los bioclimatizadores mantienen el nivel de humedad óptimo en una vivienda. 

Estos sistemas enfrían el aire al hacerlo pasar por un filtro con agua. 

Decora con plantas tu vivienda

En ambientes secos, las plantas de interior juegan un papel importante en el control de la humedad de los espacios, puesto que la absorben. 

Coloca helechos de Boston, espatifilos, troncos de brasil o hiedra, son opciones que además de decorar tus espacios te ayudan a mantener la humedad en casa a raya.

Si tienes miedo de no poder ocuparte de ellas, otra posibilidad es colocar floreros con agua y disfrutar de la belleza de las flores frescas de corte.

Coloca recipientes con agua en los radiadores

Existen recipientes especialmente indicados para llenarlos de agua y colocarlos en los radiadores, de tal manera que el calor del aparato facilite la evaporación del agua incrementando el nivel de humedad.  

Evita tender la ropa en interiores

En la medida de lo posible, evita tender la ropa en el interior de tu casa para evitar una humedad excesiva. 

Cocina con las tapas puestas

Cuando el agua llega a ebullición tiende a evaporarse, por lo que es aconsejable que cocines tapando los recipientes o en su defecto que enciendas el extractor de tu cocina.

Utiliza extractores

Como acabamos de constatar, el extractor de tu cocina te permite controlar la humedad. 

Lo mismo ocurre con el del cuarto de baño siempre que no tengas una ventana que dé al exterior o a un patio de luz. 

Dúchate con la puerta abierta

Si lo que intentas es aumentar la humedad en el ambiente, un pequeño truco es el de ducharte con la puerta abierta. 

Así aumentarás la humedad relativa del aire en tu vivienda.

Opta por decorar pensando en la humedad

Este punto te puede parecer poco útil pero, sin embargo, es realmente importante en espacios muy húmedos, además de asegurar una correcta higiene que evita que bacterias, moho y hongos proliferen. 

Te recomendamos: 

  • Elegir pinturas antimoho. 
  • Evitar colocar suelos de madera o moqueta.  
  • No pegar los muebles a las paredes, en la medida de lo posible.

Revisa el aislamiento de tu vivienda

La humedad en el interior de tu casa puede deberse a un aislamiento insuficiente o incorrecto que multiplique los puentes térmicos y el paso de la humedad a través de muros, suelo, tejado, etc. 

Valora la posibilidad de reforzar tu aislamiento añadiendo una membrana estanca a tus muros o algún tipo de inyección de material aislante. Estas medidas son de gran ayuda para mitigar la temida humedad por condensación

En Reale Seguros somos conscientes de la importancia que tiene el confort de tu vivienda en tu calidad de vida. 

Por este motivo, hemos desarrollado una amplia gama de seguros de hogar con modalidades que se adaptan a tus necesidades tanto para primeras viviendas como para viviendas de alquiler o viviendas deshabitadas. 

Utiliza nuestra calculadora de seguros de hogar y obtén en pocos minutos tu presupuesto personalizado. 

Si necesitas ampliar información, nuestros agentes estarán encantados de dártela. ¡Contáctanos