La casa del futuro: por qué apostar por una inteligente y ecológica

Inicio > Hogar > La casa del futuro: por qué apostar por una inteligente y ecológica

La casa del futuro: por qué apostar por una inteligente y ecológica

La casa del futuro es una construcción que se basa en la arquitectura bioclimática y en la tecnología para proporcionar confort y ahorro a sus habitantes, mientras respeta su entorno. La revolución tecnológica que vivimos permite desarrollar instalaciones donde la ecología y la sostenibilidad son un fin. 

La casa del futuro es inteligente, ecológica y cuenta con una serie de razones de peso que justifican que apuestes por ella. 

¿Qué es la casa del futuro? 

La casa del futuro es una vivienda inteligente y ecológica que se sirve de herramientas como la bioarquitectura y la innovación tecnológica para crear espacios conectados, más saludables, confortables y capaces de gestionar con mayor eficiencia distintos recursos naturales.

Así las cosas, estas construcciones participan en la limitación y prevención del impacto medioambiental de las actividades humanas mientras ofrecen mayor comodidad a sus habitantes. 

Entre los objetivos de este tipo de viviendas destacamos los siguientes:

  • Construir espacios que minimicen el consumo de energía y favorezcan el ahorro. 
  • Emplear energías renovables en instalaciones de autoconsumo de manera sostenible.
  • Servirse de materiales de proximidad y aprovechar el espacio al máximo para un menor impacto en el entorno.
  • Crear espacios saludables que propicien el descanso o que creen condiciones adecuadas para el teletrabajo.

¿Cómo será la casa del futuro? 

Desde que en 1956 Alison y Peter Smithson idearan la casa del futuro, la arquitectura y la tecnología han avanzado mucho. 

De su propuesta de conectar toda una casa a través de cables eléctricos en los años 50, a las viviendas con superficies con nanotecnología futurista capaz de modificar colores y texturas, hay un largo recorrido. 

Si bien es cierto, que ante la transición energética necesaria para afrontar los grandes retos de la crisis climática, la casa del futuro debe ser inteligente y ecológica.

Casa inteligente

Toda casa catalogada como inteligente se sustenta en 2 pilares esenciales: 

  1. La domótica.
  2. El Internet de las cosas.

Domótica

La domótica permite controlar y programar a distancia tus equipamientos eléctricos gracias a la instalación de cerraduras, alarmas, enchufes, interruptores o sistemas de iluminación inteligentes que pueden interconectarse.

Una de sus grandes ventajas es la facilidad para automatizar y gestionar cada elemento inteligente de tu vivienda desde un mismo centro de control, que puede ser un panel, un mando o una aplicación en tu móvil. 

De igual modo, muchos de estos sistemas incluyen comandos de reconocimiento vocal, una herramienta que permite reducir las barreras para las personas con limitación de movimiento, por ejemplo.

Internet de las cosas

El Internet de las cosas (IoT), íntimamente ligado a los sistemas de domótica más innovadores, permite conectar tus dispositivos, objetos y equipamientos a internet. 

Este concepto incluye 2 tipos de elementos que se combinan: 

  1. Los interruptores. Accionan objetos, esto es, encienden o apagan luces, electrodomésticos, etc. 
  2. Los sensores. Envían información sobre un contexto como puede ser la tasa de humedad, la detección de humo, la apertura de una puerta, etc. 

Casa ecológica y sostenible

La casa del futuro pretende reducir a la mínima expresión el impacto en su entorno, además de ser una casa sostenible enfocada a la eficiencia energética y el autoconsumo.

Por ello, se sirve de materiales de construcción de proximidad, privilegiando los reciclados y fomentando así la economía circular.

Además, utiliza formas simplificadas que aprovechan el espacio al máximo, así como los elementos arquitectónicos que se sirven de la luz natural para reducir la iluminación y la necesidad de climatización.

Asimismo, integra sistemas de climatización eficientes como la geotermia y la aerotermia, además de servirse de la iluminación LED de última tecnología destacable por su eficacia y eficiencia. 

7 razones para apostar por la casa del futuro 

Llegados a este punto queremos compartir contigo 7 razones para apostar por la casa del futuro. 

Uso de energías renovables

Las energías renovables disponibles en el entorno de la vivienda ayudan a proteger el medioambiente al proporcionar energía verde más respetuosa. 

Al mismo tiempo, estos recursos permiten reducir la dependencia energética de las energías fósiles. 

Reducción del uso recursos naturales

La arquitectura bioclimática en la que se basan las casas del futuro se apoya en sistemas de climatización eficientes, pero también en sistemas de reutilización de las aguas grises o de recogida de agua de lluvia. 

Todas estas instalaciones tienen como objetivo reducir al máximo el uso de recursos, creando un equilibrio entre el ser humano y la naturaleza. 

Eficiencia y ahorro

Los sistemas de climatización eficientes, como la aerotermia o las instalaciones de autoconsumo fotovoltaico, resultan esenciales para ahorrar energía. 

La elección de materiales adecuados de acuerdo con la localización de la vivienda es igualmente importante. En este mismo sentido, también lo son los equipamientos con etiquetas energéticas eficientes.  

Por otro lado, un aislamiento eficaz, orientado a romper los puentes térmicos, reduce el consumo de energía y permite erradicar problemas de humedad en casa.

Entornos saludables 

Las casas del futuro crean ambientes saludables donde la calidad del aire es una máxima gracias a sistemas de ventilación automática

Sumado a ello, gracias a las innovaciones tecnológicas, tu propia vivienda podría actuar de forma autónoma por tu bienestar. 

Por ejemplo, podría recordar a un enfermo cuándo ha de tomarse la medicación.

Seguridad

Gracias a la domótica puedes verificar, en todo momento, el estado de tu vivienda, ya sea la principal o la vacacional. Incluso puedes interactuar con ella en caso de que necesites encender o apagar cualquier equipamiento conectado. 

Yendo más lejos en sus prestaciones, la casa del futuro te ofrece la posibilidad de programar alarmas y acciones personalizadas

Podría, por ejemplo, desbloquear automáticamente puertas y ventanas en caso de incendio y llamar directamente a los bomberos, o avisar a una ambulancia rápidamente en caso de sufrir un accidente doméstico.   

Comodidad y confort

Gracias a su arquitectura y equipamientos, este tipo de casas hacen la vida más cómoda y sencilla a sus habitantes. 

Poder gestionar en remoto desde una misma aplicación cualquier aparato, o incluso crear programas personalizados que activen unos y desactiven otros, son algunas de las grandes posibilidades que ofrecen. 

Revalorización de la vivienda

Puedes ir transformando tu vivienda en una casa del futuro integrando algunas de las soluciones que acabamos de proporcionar en estas líneas. 

Piensa que además de todas las bondades que acabamos de detallarte, tu casa aumenta su valor

Desde hace años, en Reale Seguros acompañamos a nuestros clientes ofreciéndoles una amplia variedad de seguros de hogar para proteger sus inversiones y les brindamos soluciones eficaces ante distintos imprevistos. 

Si quieres hacerlo tú mismo, ponemos a tu disposición una calculadora para seguro de hogar que te permite obtener en menos de 3 minutos un presupuesto personalizado. No dudes en contactar con nuestros agentes, estarán encantados en compartir contigo toda la información que necesites.